Aeropuerto bajo presión

El Prat vuela alto. El fuerte crecimiento del tráfico del aeropuerto hace que los despegues y aterrizajes sean cada vez más seguidos y se generen situaciones difíciles de gestionar, especialmente en las horas punta y, en verano, prácticamente a lo largo de toda la jornada. No hay riesgo para la seguridad, pero sí estrés en la torre y en el centro de control, así como en las cabinas de los aviones. Y perjuicios para los viajeros.

Ver noticia

El Ejecutivo teme un conflicto generalizado de los controladores

Enaire y los controladores aéreos del Centro de Control de Barcelona se reunirán hoy por primera vez para abordar el conflicto que amenaza con desembocar en una huelga el próximo verano, según confirmaron fuentes conocedoras…

Los controladores del Centro de Control de Barcelona van a la huelga

Los controladores aéreos del Centro de control de Barcelona (ACC) han decidido este viernes ir a la huelga a partir del 20 de junio próximo, con el objetivo de obligar a que tomen medidas que…